jueves, junio 21, 2007

Vente a Alemania Pepe

Despues de quince días de intensos movimientos y dos viajes, regreso por aqui. Sólo he terminado un libro, otro de Alatriste, aunque me queda muy poco para acabar uno nuevo. En estos dos pasados fines de semana he ido a Ciudad REal y Puertollano y el pasado a Alemania.

Hablemos de Alemania.

Nada más llegar allí, uno se da cuenta de que es un lugar diferente y extraño. Para empezar los aborigenes no hablan cristiano. Hablan un idioma hereje y muy particular. Además ellos son muy diferentes tb. Para empezar la mayoría son altos, en comparación con los españoles, y rubios. No como aquí, que somos bajitos, morenos y con mala leche. Cristianos de verdad coño.

La gente además es muy seria. Y creo saber porque. En alemán no se puede susurrar. Bueno se puede, pero las duchas salivales no son muy divertidas. Por eso están de mala hostía. Es normal. A ti se te acerca la parienta, con ojitos de querencia y te dice "Auf schosssen, auf gosstosrokens, auf gustrassshaallen" o como se digo hoy tengo ganas de tí, y te pone perdidito de saliva, pues como que te agría el caracter coño..

Luego además levantando un poco la voz, suena tan militar, tan autoritario. Joder, que la primera vez que llegue al hotel y nos dijo "Auf kuatrartssen, und mallletten ambb heeerr sissshallen", yo me cuadré y si me presentan los papeles me alistó coño. Que autoridad, que saber estar, que forma de decirnos que hola que tal, comantalevú y que las maletas lejos de la puerta que molestan....

Lo mejor de todo es que luego le coges el truquillo, y hasta tiene su gracia. Los ves, puteados por no poder susurrar a la parienta, que se de dedican a joder a los barrenderos. No tiran nada al suelo, todo limpito... coño que allí ser barrendero debe ser un trabajo de alto riesgo... riesgo de aburrirse claro.

Algo uqe tenían muy bien eran las instalaciones. Superfuncionales, muy bien presentadas y además las llenaban. Mas o menos como aqui :P.

Punto negativo del viaje: No poder hacer compras frikis. Pero bueno, no todo es posible.